Buscar

música » nota

| Publicado el 24 de noviembre de 2011 a las 09:32 hs.

Ciclo de Música Contemporánea en el Teatro San Martín

El próximo sábado 26 la violinista alemana Carolin Widmann interpretará obras para violín solo y Noche transfigurada de Arnold Schönberg con la participación del Cuarteto Prometeo y músicos argentinos

En el marco de la 15º edición del Ciclo de Conciertos de Música Contemporánea -bajo la programación y dirección general de Martín Bauer-, en la Sala Casacuberta del Teatro San Martín se ofrecerán obras para violín solo y Noche transfigurada de Arnold Schönberg, interpretadas por la violinista alemana Carolin Widmann.  

La presentación de la violinista Carolin Widmann, destacadísima solista, intérprete de música clásica y contemporánea, constituye uno de los puntos más altos de la programación de este año.

Su nombre está hoy en día asociado a los grandes festivales, las grandes salas y los más importantes sellos discográficos europeos, recibiendo numerosos premios y grandes elogios en todas sus presentaciones. 

En ésta, su primera presentación en la Argentina, interpretará las obras para violín solo Ueber die Linie VII de Wolfgang Rihm, Tres interludios de José-María Sánchez-Verdú y la Sequenza VIII de Luciano Berio.

En la segunda parte del concierto, tocará, junto a los integrantes del Cuarteto Prometeo y Mariano Malamud en viola y Jenny McAleer en cello,Verklaerte Nacht" op. 4  (Noche transfigurada)de Arnold Schönberg, para sexteto de cuerdas. 

 

Función: sábado 26 de noviembre a las 20:30 
 Teatro San Martín Sala Casacuberta
Avda. Corrientes 1530, Ciudad de Buenos Aires
La platea costará $45 y habrá descuentos del 50% para estudiantes de música que acrediten su condición de tales.  


Carolin Widmann 

Nacida en Munich, Carolin Widmann estudió con Igor Ozim en Colonia, Michèle Auclair en Boston y David Takeno en Londres. Actúa regularmente como artista invitada en festivales ampliamente conocidos como los de Lucerna, Schleswig-Holstein y Salzburgo, así como el Enescu Festival en Bucarest, el Festival D’Automne en París, y en los festivales dedicados a la música de cámara en Lockenhaus, Heimbach y Jerusalén.

Se ha presentado como solista con la Gewandhaus-Orchester Leipzig, Orchestre National de France (París), la Orchestra di Santa Cecilia (Roma), la Tonhalle-Orchester Zurich, RSO Vienna, la BBC Symphony Orchestra London, la London Philharmonic Orchestra y la China Philharmonic en Beijing, y ha colaborado con los directores Riccardo Chailly, Sir Roger Norrington, Silvain Cambreling, Vladimir Jurowski, Emanuel Krivine, Peter Eötvös y Heinz Holliger.

En sus recitales y conciertos, Carolin Widmann trabaja para generar un puente entre el repertorio tradicional para violín de los períodos clásico vienés y romántico y la música más reciente.

Es muy requerida por compositores que han escrito obras para ella como Wolfgang Rihm, Matthias Pintscher, Jörg Widmann y Erkki-Sven Tüür.

También ha trabajado con György Kurtág, Pierre Boulez, George Benjamin y Salvatore Sciarrino.

En reconocimiento a su dedicación a la nueva música le han otorgado el Belmont Prize de la Forberg-Schneider Foundation.

En colaboración con Salome Kammer y el renombrado director de escena Antoine Gindt, Widmann preparó una versión escénica de Kafka Fragments de György Kurtág. Esto se repetirá durante esta y las próximas temporadas, en Salzburgo, Atenas y París, entre otras ciudades.

El primer CD de Carolin Widmann, Reflections O, fue nombrado Critic’s Choice en 2006 por el German Record Critics’ Award. Su primer álbum en el sello ECM, con las sonatas de Schumann y el acompañamiento en piano de Denes Varjon, fue lanzado en septiembre de 2008. En 2009 su disco Phantasy of Spring, con obras de Feldman, Zimmermann, Schönberg y Xenakis, fue premiado con el Diapason d’or y con el German Record Critics’ Award 2010 en la categoría Música de cámara. En 2011 se lanzarán por ECM Records una grabación del concierto para violín de Feldman y un álbum con piezas de Schubert que ella grabó en octubre de 2010 junto al pianista Alexander Lonquich.

Carolin Widmann toca un violín G.B. Guadagnini de 1782. 


Noche transfigurada

Dos mortales caminan por un bosque frío y estéril. La luna viaja por encima de los robles altos; sus ramas esqueléticas se estiran hacia la luz lunar sin nubes. Una mujer habla. Le confiesa un pecado al hombre que está a su lado: espera un hijo y él no es el padre.

Éste es el argumento del poema en el que se basa Verklärte Nacht, sexteto de cuerdas que se considera como la primera obra importante de Schönberg. Fue terminada en 1899 en su primera versión para sexteto de cuerdas y estrenada en 1902 en la Sociedad Musical de Viena.

Durante sus primeros años como compositor, Schönberg se vio influenciado por el estilo del romanticismo tardío. A este período pertenece Noche transfigurada, escrita cuando el compositor tenía 25 años.

La obra se basa en el poema homónimo de Richard Dehmel, además de la inspiración que le supuso conocer a la hermana de su profesor, Alexander von Zemlinsky, Mathilde von Zemlinsky, con quien más adelante contraería matrimonio.

El único movimiento del sexteto consiste en cinco secciones que corresponden con la estructura del poema en el cual está basado, y los temas de cada sección constituyen una verdadera metamorfosis musical de la narrativa y el discurso de dicho poema.  

Los estados de ánimo y sensaciones que emanan del texto de Dehmel son reflejados en la creación, comenzando por la tristeza de la confesión de la mujer; siguiendo con un interludio de carácter neutral donde se perciben las sensaciones del hombre al recibir la noticia; y un final, cuando el hombre le brinda aceptación y perdón a la mujer.

Schönberg realizó un arreglo de la partitura para orquesta de cuerdas en 1917 y volvió a revisarla en 1943.