Buscar

teatro » nota

| Publicado el 11 de mayo de 2011 a las 22:29 hs.

Te quiero poco y todo lo demás

La obra de Adriana Gómez Piperno, adaptada y dirigida por Juan Arena, reflexiona sobre el amor, los sábados en El Camarín de las Musas

Por  Teresa Gatto

I-Sobre el amor. El amor es un lugar de ambigüedad. Desde siempre existe la pregunta ¿de qué nos enamoramos? ¿De quién? El amor es dar lo que no se tiene a quien no lo es ¿era así la frase de Lacan? En cualquier caso, Te quiero poco y todo lo demás desanda estos caminos del enigma del amor a través de un disparador. Una mujer va a su analista con la consternación propia del sujeto abandonado a quien lo han dejado con la frase “te quiero poco”.

II-Las actrices. Ximena Seijas y Cecilia Pertusi, trabajan desde el texto componiendo a diversas mujeres o a la misma ante distintas situaciones. Nunca se corren del eje de la obra y alcanzan grandes matices con pequeños cambios, incluso de sexo. El logro radica en que la partitura de la obra tiene un mismo registro con un tono indiscutible: los vínculos amorosos.

III-La dirección. Juan Arena adapta y dirige un texto de Adriana Gómez Piperno para mostrar diversas caras del amor que en los ligeros modos de travestirse de sus actrices, irán trocando roles, relaciones y modos de vivir el amor. Con una música excelente en vivo ejecutada por Sonia Kovalivker, la obra tendrá como fondo temas originales de la propia  Kovalivker y algunos covers de gran calidad, la música será motivadora de nuevos juegos en los que siempre el amor es protagonista y esas letras serán retomadas de modo textual por las actrices para disparar nuevas situaciones. Arena maneja con gran acierto los sutiles cambios de roles apelando a una gran economía tanto narrativa como de elenco, ya que sólo dos actrices le alcanzan para manifestar las distintas alternativas de esa cosita loca llamada amor.

III-La puesta. "Te quiero poco y todo lo demás" redunda en una puesta cuidada, desde el diseño escenográfico de Juan Guerrero, que arma ámbitos cálidos apelando a objetos bellos y multifuncionales como  un sillón que un cuerpo violeta muy pop, que luego se convierte en diván; alfombras, caramelos, en algunos tramos los sujetos serán asimilados a golosinas y un biombo que sirve al propósito de los cambios de rol. La música es imprescindible no para completar vacíos ni mesetas sino para proveer de tópicos y de marco a lo que se narra. De este modo, una obra con un matiz femenino claro, nos deja pensando cuántas veces supimos que queríamos o nos querían poco y todo lo demás.

 

Ficha Artístico /Técnica

Dirección, adaptación y producción: Juan Arena
Dramaturgia y asistencia de dirección: Adriana Gómez Piperno
Actúan: Ximena Seijas y Cecilia Pertusi
Música original y en vivo: Sonia Kovalivker
Escenografía: Juan Guerrero
Coreografías: Jimena Perz Salerno
Vestuario: Jimena Luna y Mariela Tranquillo
Producción ejecutiva: Valeria Di Toto
Diseño gráfico: Ana Carucci
Fotografía: Florencia Karakachoff
Tráiler: Rafael Bolomo

Funciones: Sábados a las 23

El camarín de las musas
Mario Bravo 960 (mapa)  Ciudad de Buenos aires
4862-0655
http://www.elcamarindelasmusas.com
Localidades: $ 45,- y $ 30,-

Publicidad