Buscar

teatro » nota

| Publicado el 05 de junio de 2011 a las 15:30 hs.

Marcelo Savignone, conversaciones sobre Teatro

Se cumplen 10 años del Teatro Belisario y conversamos con este actor, director e investigador incansable sobre su trabajo y los festejos por el aniversario.

Por Teresa Gatto

Marcelo Savignone* es actor y director, su extensa trayectoria abarca la actuación, la docencia y la dirección artística. Desde 1996 en que funda Sucesos Argentinos y el año 2001 en que asume la dirección del Teatro Belisario, que cumple 10 años, no ha dejado de indagar el hecho teatral en toda su dimensión. Desde el 2001 ha actuado y dirigido  en La esperata, Mojiganga, El Comeclavos, En sincro, Felis, El vuelo, Suerte o Vivo, entre otras. Ha viajado a Indonesia en busca de máscaras que ayudaran al proceso creativo de Mojiganga. Hoy está preparando HxH (Hamlet por Hamlet) que será de algún modo la coronación y festejo de estos 10 años a cargo del Teatro Belisario.

P.E. -Tu trayectoria es extensa en términos cualitivos, no sólo cuantitativos. El repaso de tu CV muestra que has incursionado en diferentes áreas y todas están destinadas a una exploración del hecho teatral, la búsqueda de máscaras balinesas en Indonesia, la incursión en el entrenamiento en Commedia Dell ‘Arte y tantos otros trabajos de indagación han sido seguramente herramientas que te han llevado a poder ser un actor y un docente todo terreno. Cómo docente, ¿qué es lo más importante que brindás en términos de tu visión de lo que es el teatro hoy?

Marcelo Savignone -Creo que lo más importante que brinda mi estudio, es la posibilidad concreta de que el cuerpo es un instrumento escénico el cual puede tocar diferentes tipos de teatro, de esta manera entendemos que el actor tiene que entrenar si quiere tener mayores herramientas para mejorar sus decisiones y cuanto más capacidad de decisión tenemos mayor libertad adquirimos. El espacio funciona como un lugar de intercambio, no creo que pueda enseñar nada, creo que puedo ayudar a que los intérpretes se redescubran.

 P.E. -Cuándo te proponen dirigir el proyecto de graduación del IUNA ¿cuál fue el desafío que además dio como resultado la puesta de la obra “Detrás”? porque uno sabe que graduarse en artes escénicas o actorales, supone como la coronación de una formación a la que ya no le alcanza la muestra anual de fin de curso y que montar una obra como fin de un ciclo es también un modo de poner en ejecución muchas competencias adquiridas durante los años de estudio y a la vez mostrarle al alumno un modo de gestión.

M.S. -El desafío fue trabajar con personas que no conocía, ya que el resto estaba dentro de las reglas en que desarrollo mis obras, es decir, poco presupuesto, trabajo, y más trabajo y ante todo hacer un buen teatro, término que refiere a lo que nos compromete como artistas en esta sociedad, que lejos está de ser un mero entretenimiento.

P.E. -Se cumplen 10 años del Teatro Belisario y sabemos que preparan algo especial pero también que ese espacio tiene una multifuncionalidad y la dirección es fundamental en esto. ¿Cuáles han sido tus metas, cuáles tus desafíos y cuánto se pudo cumplir de esos deseos? Porque esperamos que tengas muchos más para seguir generando proyectos.

M.S. -Mis metas son bien simples, hacer lo mejor que puedo cada día, mejorarme como intérprete y como persona en cada obra, tratar de ser lo más generoso posible, porque esto ha sido lo que me han enseñado, por suerte mis deseos son los que me motivan y siempre espero que sigan haciéndolo, y el día que se cumplan me tendré que dedicar a otra cosa.

P.E. -¿Cómo serán estos festejos? ya que cumplir 10 años en los que los avatares del país jamás están ausentes de los modos de hacer teatro influyen siempre.

M.S. -Los festejos tienen que ver con reafirmar nuestra poética a través de la escuela y de las obras que surgen en el espacio. Mi primer unipersonal lo estrene hace diez años, se llamaba “ La Esperata”, había una recopilación de textos de diferente autores, en ese momento daba clases a dos grupos de 15 personas, ahora en el estudio hay alrededor de 200 artistas entrenándose, y los festejos comienzan con el estreno de “HxH” ( Hamlet x Hamlet). Hemos crecido bastante…

P.E. -¿El teatro es inestabilidad? ¿Nace de ella? No hablo de condiciones económicas nada más. Sino más bien en un conglomerado de causas que dan como resultado una idea, un guión, una puesta, etc. ¿O se lo puede separar de estas condiciones?

M.S.-El arte surge de la inestabilidad, de la necesidad, y eso siempre está arraigado en el entorno que nos modifica como artistas. Me interesa decir cosas con lo que hago, pero siempre pienso que lo poético perdura en el tiempo, por eso mis obras dicen poéticamente, es decir, no me gusta la literalidad, me interesa buscar un espacio de reflexión en el espectador, provocarlo al ejercicio del pensamiento, hay bastantes lugares ya donde nos quieren vaciar de pensamiento.

P.E. -¿Hay un debate en el que algunos opinan que siempre hubo tanto teatro como hoy y otros ven una proliferación inusitada. ¿Dónde te ubicás? O tal vez tengas una posición intermedia. Los analistas no llegamos a ver todo y nunca sabemos qué nos estamos perdiendo, porque la oferta es notable. Pero a la vez, también sabemos que no siempre las obras consiguen los apoyos y/o subsidios y algunas no tienen los estándares de calidad necesarios. Pero los organismos apoyan en general a una cuantiosa variedad de puestas.

M.S. -Por suerte hay mucho teatro, mucho arte y eso siempre va ha ser bueno, poder expresarnos. Creo que en los últimos tiempos creció la escena, el hecho de que en diferentes casas surjan espacios teatrales, ayuda a romper monopolios expresivos, y también brinda que el teatro se puede hacer con pocos recursos. Los subsidios están, pero lo más importante es que podemos hacer más allá de estos.

 P.E. -El Belisario cumple 10 años y como cierre queremos saber cómo se coronará ese trabajo, qué obra/s y cómo se encarará su segunda década y cuáles son tus proyectos inmediatos.

M.S. -Como mencionaba antes arrancamos con el lanzamiento de “HxH”, durante esa semana vamos a realizar proyecciones gratuitas (Lecoq, Mnouchkine, procesos de creación), también habrá charlas y la presentación de otras obras como En sincro y Vivo. Toda una semana de festejos porque 10 años sosteniendo y llevando a delante una filosofía de trabajo es todo un mérito.  La segunda etapa tiene como proyectos inmediatos: una segunda versión de Hamlet con la que iremos afianzando la compañía, y que la escuela tenga una proyección internacional. Es decir más de lo mismo pero mejor…, seguir creyendo fervientemente en hacer lo que uno quiere, con pasión y profundidad. El resto es silencio (Hamlet)

 

*Sobre Marcelo Savignone

 Director artístico y actor

En el año 1996 funda la compañía Sucesos Argentinos. En el 2001 toma la dirección artística del Teatro Belisario, convirtiéndolo en un espacio polifuncional que adquiere una línea de opinión y desarrollo singular.Desde 2001 hasta hoy estreno las siguientes obras como actor y director: La esperata, Mojiganga, El Comeclavos, En sincro, Felis, El vuelo, Suerte o Vivo, entre otras.En el 2002 viaja a Indonesia en busca de máscaras balinesas para perfeccionar y profundizar el trabajo interpretativo en la obra Mojiganga.

Tomas Prakitt (exdirector de la escuela de Lecoq) lo invita en el 2004 a Londres para especializarse en Melodrama, Grotesco y Pedagogía teatral con una beca de estudio apoyada por Cancillería. Ese mismo año el LISPA (London Internacional School of Performing Arts) apoya su nueva creación: Brazos quiebran.

Durante el 2005 trabaja en la dirección de actores y puesta en escena del Darkroom (MALBA), performance de Roberto Jacoby.

Realizó el entrenamiento actoral de la obra Sanos y salvos de Gerardo Hochman y el entrenamiento en Commedia dell’Arte para la obra Arlequino servidor de dos patrones, presentada en el Complejo Teatral de Buenos Aires, donde también interpretó al célebre Pantaleón.

En el 2007 crea Suerte, unipersonal basado en el suicidio.

Durante el 2008 participó de la obra La vuelta al mundo interpretando a Passpartout, papel por el que fue finalista como mejor actor de reparto en los premios Florencio Sánchez.

En el 2009 participa de la obra La cocina en el Teatro Regio.También en este año se estrenan obras que nacen de sus alumnos avanzados entre ellas, De noche, El deseado, El Palmar y Tape. Todas presentadas en Belisario.

En el 2010 estrenó Vivo (unipersonal de improvisación con máscaras Balinesas). Trabajo que obtenido un reconocimiento en diferentes partes del mundo.

En el 2010 se estrena Hamlet en el C.C. Cooperación, donde realiza la dirección de los cómicos e interpreta a Laertes.

Es convocado por el IUNA para dirigir el proyecto de graduación 2010 de donde surgió la obra Detrás.También en 2010 con Vivo participa en festivales en Wuerzburg (Alemania), Lima y Santiago de Chile y es invitado por el LISPA para dictar un seminario de máscaras balinesas y una muestra del espectáculo de Vivo en inglés.En medio audiovisual ha participado en el film La suerte está echada de Sebastián Borestein y en televisión en: Lo que el tiempo nos dejó, Botineras, Son de fierrro, Sos mi vida, ½ falta, Locas de amor, Algo habrán hecho, Tiempo final, Horizontes lengua y Delicatessen. Ultimamente lo podemos ver en Un año para recordar, Los únicos y El show de Molina.

Desempeña su rol de docente desde 1998 dictando seminarios y workshops en España, Perú, Colombia,

Chile, Inglaterra y Alemania. Se ha formado con maestros como R. Bartis, P. Audivert, C. Moreira, R. Sokolowicz, G. Angelelli, G. Chame, A. Catalán, D. Casablanca y S. Rivero. También asistió a workshops dictados en Francia, Italia y España.

Actualmente está inmerso en el proceso de creación de su próxima obra Hamlet por Hamlet y las actividades del 10º Aniversario de Belisario Club de Cultura, que comienzan con los reestrenos de Suerte y Vivo.

http://www.marcelosavignone.com

Publicidad
Publicidad