| Publicado el 21 de enero de 2012 a las 06:59 hs.

El Reportero

Un tratamiento impecable de la parodia que nos permite reflexionar entre risas y estupor acerca del aparato mediático que nos construye.

por Julia Laurent

“Mi héroe es la gran bestia pop
que enciende en sueños la vigilia
y antes que cuente diez dormirá”
Redonditos de Ricota

El Reportero es una obra dirigida por Héctor Díaz quien le imprime un sello único de teatralidad a la puesta y evidencia una concreta y detallada dirección de actores.
El texto es de Darío “Chino” Volpato un integrante del grupo Midachi y de Diego Arandojo, formado en dirección de cine.
Javier Daulte está a cargo de la coordinación artística resolviendo con estilo y carácter situaciones alejadas de la búsqueda frívola del efecto.

El reportero es una propuesta conjugada por director, dramaturgos y actores provenientes de universos teatrales muy disímiles, siempre que aceptemos la vigencia de las prescripciones genéricas que diferencian al off del teatro comercial. Esta obra se instala disolviendo cualquier prejuicio sobre las fórmulas que la etiqueta presenta.

Una comedia que va modificando su color en el transcurso de la función y desarma progresivamente la convención de la ficción  televisiva. La fábula que contiene realidad y pretende parecerse.

Lo que comienza con una comedia sólida y bien actuada se disparata con vehemencia hasta convertirse en un sorprendente y macabro festín mediático.

La sensación de estar en un programa en vivo está muy bien lograda por el conductor que encarna Fabián Vena, que desatado y soberbio exige a la potencial audiencia someterse al ritmo festivo y siempre exaltado del programa con más rating.

La pantalla que construye realidad y siembra sensaciones programadas, la evidencia del timming televisivo que debe sostener la novedad permanente, la atención continuada del público en el estudio y de los fieles seguidores del otro lado de la pantalla.

El poder del discurso mediático se desboca y la cámara se vuelve un registro peligroso y perverso que desata las más inesperadas situaciones. La pantalla que supo exaltar y entretener al televidente se presenta de repente cruda y desmedida. El estudio de televisión se convierte sin tregua en una suerte de gran circo romano donde todo es posible y ninguno se salva por ser bueno. Un infierno con luces y cámaras registrándolo todo.

El Reportero logra un tratamiento impecable de la parodia que permite al público acercarse y tomar distancia permanentemente de lo que esta viendo.

El rol que juegan las pantallas que rodean el escenario es imponente, documentan, exhiben y construyen también ficciones dentro de la ficción, como cuando vemos la vida del entrevistado en una suerte de trailer con fotos de la vida privada del actor.

Fabián Vena es un conductor estrella que con chistes fáciles y excesivo cinismo  hace brillar su ego y desafía a su invitado. Una composición impecable que se complementa con la actuación precisa y decidida de Eduardo Blanco.
La relación entre el entrevistado y el conductor del programa es sublime, se acrecienta sutilmente sosteniendo falsas sonrisas que sostienen el artilugio.

El Reportero es un juego de piezas muy bien ensamblado que se disfruta desde el comienzo y permite entre risas y estupor las más disímiles reflexiones acerca del aparato mediático que nos construye.



Ficha Artística/Técnica:

Dramaturgia: Diego Arandojo, Chino Volpato
Actúan: Moro Anghileri, Lidia Benitez, Eduardo Blanco, Sergio Oviedo, Fabián Vena, Omar Vitullo
Bailarines: Natalia Bollini, Maria Emilia Petta
Diseño y realización de vestuario: Lidia Benitez
Diseño de escenografía: Juan Manuel Aristegui, Mauro Savarino
Diseño de luces: Pablo Alfieri
Diseño sonoro: Fabián Molinengo
Video: Fractal Films
Música: Diego Arandojo, Chino Volpato
Prensa: EsseDesarrollos
Producción ejecutiva: Juan Carlos Cantafio, Hugo Zanon
Productor comercial: Adolfo Scheines
Producción general: Pablo Fuoco
Coordinación artística: Javier Daulte
Dirección: Héctor Díaz
 

Funciones: Los Domingos a las 20:30 / Jueves, Viernes a las 21:00 / Sábados a las 21:00 y 23:00

Teatro La Comedia
Rodriguez Peña 1062 (mapa)
Ciudad de Buenos Aires, Argentina
Tel.: 4815-5665 / 4812-4228
http://www.lacomedia.com.ar
Entradas desde: $ 120,-
Duración: 80 min.

Nota extraída de www.puestaenescena.com.ar | todos los derechos reservados